Toda la información de la dieta Grez

grez antes y despuesTodo esto comenzó con un problema ,que como muchas personas en el mundo tienen, el sobrepeso. Pedro Grez pesaba 120 Kilos y segín cuenta él, a través de su propia lucha por perder peso, que comenzó a investigar sobre las dietas y recomendaciones alimenticias que existían que no le proporcionaron ningún beneficio, al contrario, le hacían tener más peso y peor salud. Hasta que se dio cuenta que en el consumo de grasas, la eliminación del azúcar y los carbohidratos, estaba la solución a sus problemas.

En que consiste la dieta Grez

Según explica Grez en su libro, Los mitos me tienen Gord@ y Enferm@, la solución al sobrepeso está en comer grasas e evitar por completo el azúcar, especialmente la contenida en los carbohidratos. Este libro es el compendio de la investigación y proceso, que viene a ser una recopilación de información nutricional desde 1863, sobre distintas dietas altas en grasa, como la mediterránea o la paleolítica entre otras.

Grez aleta la necesidad de evitar los carbohidratos con almidon: pan, cereales, arroz, pasta, papas, etc.) y las frutas, que suben el azúcar y la insulina en la sangre, la 1ª media parte de día (Desayuno y almuerzo) y consúmelos en la tarde noche. Tan solo con esta recomendación asegura obtener ya resultados.

La polémica comienza cuando el libro contradice todo lo que los médicos han recomendado por años, teniendo en cuenta que Grez no es médico ni nutricionista y no tiene formación académica al respecto. Todo lo expresado es un vivencial que ha sido creado en base a su propia experiencia y con lo que consiguió bajar 30 kilos, según asegura él mismo.

El libro asegura que al comer mantequilla, tocino, carne y otros alimentos altos en grasas saturadas, favorecería la pérdida de la misma en el cuerpo.

Para que puedas conocer todos los detalles de esta polémica forma de perder peso, de dejo el link para la descarga del libro “Los Mitos Me Tienen Gord@ y Enferm@ en PDF

 

los mitos me tienen gordo y enfermo pdf




 

Lo que opinan los especialistas

Hay que decir que esto lo opinan los que hasta la fecha no han dado ninguna respuesta a la epidemia de la perdida del peso, podemos decir que el negocio de todos estos profesionales aumenta cada día al no haber un método efectivo y seguro de perdida de peso. Por esto, cualquier método que contradice lo que ellos dicen será criticado y rechazado, pero desde este sitio creemos que es bueno dar toda la información para que el oyente pueda sacar sus propias conclusiones.

El colegio de Nutrición de Chile, el pais donde es Grez, se ha manifestado en contra de este método indicando peligroso seguirlo, y lo ha dicho con este comunicado:

“Por medio de la presente carta evidenciamos la preocupación del Colegio de Nutricionistas Universitarios de Chile, en relación al trato que se otorga a las recomendaciones oficiales de alimentación y nutrición a los espectadores, con invitados que abusan de la confianza y credulidad de la población en estas materias.

El Señor Pedro Grez, quien con su discurso desincentiva constantemente las recomendaciones actuales y basadas en ciencias de los organismos mandantes como es la Organización Mundial de la Salud y el propio Ministerio de Salud de Chile (MINSAL), prácticamente haciendo un llamado a reducir el consumo de frutas y estimulando el consumo en alimentos ricos en grasas saturadas, situación que no se condice con la realidad nacional. Es más, solamente contribuye a una población desinformada en donde diariamente muere una persona con obesidad por hora, según los propios datos del MINSAL”.

La entidad agregó que “esperamos exista criterio al momento de tratar temas de nutrición, alimentación y salud y tengan ustedes también la deferencia de invitar a reales expertos especializados en la materia, atendiendo que Nutrición y Dietética es una disciplina científica, de carácter universitario con mas de 77 años en el país”.

Lo que opinan otros de este metodo de comer grasas para perder peso

Desde este enlace puedes descargar tambien un resumen muy detallado de la dieta Grez para que puedas comprender profundamente el método que propone Pedro Grez.




Hemos encontrado este otro libro que puede resultar muy interesante y tiene que ver con la misma teoria que propone Grez, escrito por un Doctor americano DR. Mark Hyman ” Come Grasa y adelgaza”


comer gras y adelgazar




 

Según este doctor Comer grasa y perder peso, es la nueva tendencia nutricional que revoluciona lo que entendemos por salud. Hasta hace muy poco, las grasas han sido las villanas en la lucha por un peso saludable y en general una buena salud cardiaca. Las grasas tienen más del doble de las calorías que tienen los carbohidratos o las proteínas: tienen 9 calorías por gramo, mientras los carbohidratos o las proteínas tienen en promedio 4. Entonces la lógica que los nutricionistas han planteado, como un gran paradigma del último medio siglo, es que debemos consumir una dieta que contenga menos calorías, como un indicador primordial para controlar el peso, por lo tanto se han apuntado las grasas como las villanas de nuestra salud, las que engordan y las que nos causan enfermedades cardiacas.

Pero lo curioso es que la salud no ha mejorado en lo absoluto en las últimas décadas, al contrario, estamos en una sociedad que está más enferma que nunca. En 50 años, ha aumentado en un 1000% la diabetes en Estados Unidos y se proyecta que si la alimentación sigue tal cual como hoy, 1 de cada 2 en ese país padecerían la enfermedad para el 2050.

Comer grasas y bajar de peso

Son varios los estudios que apuntan hacia un cambio de paradigma nutricional, incluyendo el libro “Come grasa y adelgaza”, del Dr norteamericano Mark Hyman, que sostiene que las grasas por si solas no son las que nos hacen engordar, sino en complemento con los azúcares. Si comemos grasas correctamente, el organismo no logra acumular grasa, sino simplemente elimina lo que no necesitamos, y de pasada nos mejora el ánimo, la piel, el apetito sexual, ayuda a prevenir el cáncer y frenar la demencia, además de un innumerable listado de beneficios para la salud. Es un punto de vista completamente revolucionario, que se opone a la idea de que todas las grasas engordan. No es que las grasas engorden, sino es cómo las comemos. En el libro que menciono (y que recomiendo) se especifican numerosas recetas para poder combinar correctamente las grasas, mejorando la sensación de saciedad, eliminando la sensación de voracidad que nos deja el consumo del azúcar, que a todo esto es el verdadero villano.

La famosa pirámide alimenticia que lleva a la base una enorme cantidad de carbohidratos y encima pocas grasas, va totalmente en contra de lo que hoy ya se está instalando como una nueva verdad entre los expertos.

La clave está en el diagrama que te mostramos acontiuación que explica lo que requieren las grasas para ser almacenadas. La función principal de los triacilglicéridos es almacenar energía química. Si la demanda energética de los seres vivos es tal que se consumen más nutrientes ricos en energía que los necesarios para el proceso metabólico, gran parte de este exceso de energía se almacena en los enlaces de las moléculas de triacilglicéridos localizadas dentro de células especializadas en el almacenamiento de grasa, que se denominan células adiposas. Si no hay cantidad suficiente de carbohidratos para el metabolismo, se degradan los triacilglicéridos para utilizarse como fuente de energía:

En un estudio encargado por una institución dependiente del gobierno de Estados Unidos y publicado en Annals of Internal Medicine se constata que las grasas son buenas. Las personas que evitan el abuso de carbohidratos y comen grasa no solo pierden más peso, sino que tienen menos riesgos de padecer enfermedades cardiovasculares.

A 150 personas, todas muy distintas entre si,, se le asignó durante un año un tipo de dieta que regulaba la cantidad de carbohidratos o de grasas ingeridas, pero nunca el contenido calórico total absorbido.

Tras un año de estudio y con este nuevo enfoque, los resultados fueron reveladores: los participantes que siguieron una dieta baja en hidratos de carbono perdieron en promedio 3,6 kilos más que aquellos que se vieron obligados a prescindir de la grasa. Y lo más importante: los que abandonaron la grasa sí que adelgazaron, pero a costa de una mayor pérdida de masa muscular, no de tejido adiposo.

Conocer las grasas

Lo importante es saber reconocer los tipos de grasa que existen, que son las grasas monoinsaturadas, poliinsaturadas, saturadas y trans y combinarlas correctamente.

Grasas Insaturadas:

Pueden ser monoinsaturadas como el aceite de oliva y de canola, o poliinsaturadas que abarcan aceite de girasol, maíz y soya. Su consumo regular es indispensable para un buen funcionamiento de nuestro organismo.

Grasas Saturadas:

Primero están las saturadas, que hay que consumir con moderación porque aumenta los niveles de colesterol. Está presente en las carnes rojas, embutidos, leche y quesos.  Y las grasas trans son grasas perjudiciales que se forman cuando el aceite vegetal se endurece en un proceso llamado hidrogenación.

Las grasas hidrogenadas o “grasas trans”, a menudo se utilizan para conservar algunos alimentos frescos por mucho tiempo. Están en las frituras, snacks, productos horneados como galletas, bollos, etc. Estas son las grasas culpables de la mala fama de las grasas, ya que aumentan mucho más los niveles de colesterol así como los riesgos de padecer enfermedades cardiovasculares.

Queda claro entonces qué grasas nos conviene más comer, combinarlas con alimentos en lo posible en su estado más natural, incorporando muchas verduras y la diferencia es notable. El cuerpo comienza a eliminar las grasas que no necesita y a quemar las del cuerpo que están demás.

AHORA TE TOCA A TI OPINAR, NO DEJES QUE LA MAYORÍA MUESTRE UNA FALSEDAD TAN SOLO POR SER MAYORÍA.